lunes, 5 de junio de 2017

Lapbook de los libros de la Biblia

Durante el segundo trimestre de este año realizamos un lapbook de los libros de la Biblia. En él estudiamos los distintos libros que la componen, los distintos géneros, las distintas partes en que se organiza y su mensaje. Escribimos versículos que nos informaban de su tema general.
Veíamos que la Biblia contiene dos grandes partes: los libros del Antiguo Pacto y los del Nuevo Pacto (conocidos también como Antiguo y Nuevo Testamentos).
El corazón de los libros del Antiguo Pacto es el Pentateuco (los cinco libros de Moisés), que contienen las condiciones que Dios da a su pueblo para vivir en armonía con Él. Los libros históricos muestran el fracaso del pueblo de Dios (Israel), que no pudo cumplir con dichas condiciones. Los libros proféticos contienen las advertencias de los profetas a su pueblo de que si no obedecían los mandamientos, perderían la relación especial que tenían con Dios, y también señalan la venida del único que puede salvarnos: el Mesías, Jesús.
Los libros poéticos cantan la gloria del Salvador. Y es que este Salvador es el protagonista de toda la Escritura, del que hablan todos los libros de la Biblia.
El Antiguo Pacto termina con una mala noticia: el pueblo de Dios ha fracasado en su relación con Dios. El Nuevo Pacto comienza con una buena noticia, pues eso es lo que significa la palabra Evangelio.
Los evangelios nos cuentan lo que Jesús dijo e hizo para nuestra salvación. El libro de los Hechos nos cuenta qué hizo el pueblo de Dios cuando recibió la buena noticia. Las cartas nos enseñan cómo debemos responder a lo que Jesús hizo por nosotros y el Apocalipsis nos garantiza que Jesús volverá.
Aquí vemos a varios compañeros trabajando en el proyecto y un video con el producto final.












martes, 17 de enero de 2017

Introducción a la estructura de la Biblia



La Biblia no es un libro. Es más bien una biblioteca. Está compuesta por 66 libros distribuidos en dos secciones que se suelen llamar "testamentos". Pero la palabra "testamento" está asociada en nuestra cultura a la muerte y la ausencia, por lo que prefiero la palabra "pacto".
En efecto la Biblia nos habla de los pactos que Dios ha ido estableciendo con distintas personas y grupos: con Adán, con Noé, con Abraham, y con su familia: la Alianza con Israel. Esta alianza da nombre a la primera parte de la Biblia: el Antiguo Pacto, bajo el que se escribieron los primeros 39 libros a lo largo de unos 1000 años. Esta sección incluye leyes, historia, poesía y profecía.
La segunda parte de la Biblia, el Nuevo Pacto, son escritos posteriores a Jesucristo, que es la persona que unifica y da sentido a ambas secciones. En el Nuevo Pacto encontramos Evangelios, historia, cartas y un libro profético: al Apocalipsis.

martes, 6 de diciembre de 2016

LA PREEXISTENCIA DE JESÚS



Todos nosotros comenzamos a existir cuando somos engendrados, pero con Jesús no sucede así. La Biblia nos enseña que él tuvo una existencia anterior a su gestación.
Examinemos los siguientes pasajes y anotemos lo que nos enseñan acerca de Jesús:

Miqueas 5:2

Pero tú, Belén Efrata, aunque eres pequeña entre las familias de Judá, de ti me saldrá el que ha de ser gobernante en Israel. Y sus orígenes son desde tiempos antiguos, desde los días de la eternidad.

Jesús nacerá en Belén 750 años después de que Miqueas lo profetizase, pero sus orígenes están en la eternidad pasada.

Juan 1:1

En el principio existía el Verbo, y el Verbo estaba con Dios, y el Verbo era Dios.

Jesús estaba con Dios y era Dios antes de que el tiempo pudiese contarse, 

Juan 8:58

Jesús les dijo: En verdad, en verdad os digo: antes que Abraham naciera, yo soy.

Jesús es anterior y más importante que Abraham.

Juan 17:5

Y ahora, glorifícame tú, Padre, junto a ti, con la gloria que tenía contigo antes que el mundo existiera.

Jesús estaba junto a Dios antes de que el mundo existiera.

Juan 17:24

Padre, quiero que los que me has dado, estén también conmigo donde yo estoy, para que vean mi gloria, la {gloria} que me has dado; porque me has amado desde antes de la fundación del mundo.

Dios amaba a Jesús antes de que el mundo existiera.

Colosenses 1:17

Y El es antes de todas las cosas, y en El todas las cosas permanecen.

Jesús existe antes de que nada fuese creado. Él no es creado, y además hace que todas las cosas permanezcan.

Hebreos 7:3

sin padre, sin madre, sin genealogía, no teniendo principio de días ni fin de vida, siendo hecho semejante al Hijo de Dios, permanece sacerdote a perpetuidad.

Jesús no tiene principio ni fin en el tiempo.

Apocalipsis 22:13

Yo soy el Alfa y la Omega, el primero y el último, el principio y el fin.

Jesús es el principio y el fin de todo.

Colosenses 1:15

El es la imagen del Dios invisible, el primogénito de toda creación.

Él es lo que se puede conocer de Dios y el heredero de toda la creación.


martes, 22 de noviembre de 2016

La Biblia en el 7º arte: la película Marte



Durante una misión tripulada a Marte, el astronauta Mark Watney es dado por muerto tras una terrible tormenta y abandonado por la tripulación, que pone rumbo de vuelta a la Tierra. Pero Watney ha sobrevivido y se encuentra atrapado y solo en el hostil planeta rojo. Con suministros escasos, deberá recurrir a su ingenio y a su instinto de supervivencia para encontrar la manera de comunicar a la Tierra que sigue vivo.
 Esta película contiene los siguentes valores bíblicos:


 1. Rescate: Salmo 103; 1 Pedro 1.18

sabiendo que fuisteis rescatados de vuestra vana manera de vivir, la cual recibisteis de vuestros padres, no con cosas corruptibles, como oro o plata,19 sino con la sangre preciosa de Cristo


 2. Atravesar adversidades: Hechos 14.22

Es necesario que a través de muchas tribulaciones entremos en el reino de Dios.

 3. La fragilidad del ser humano: Salmo 8

Cuando veo tus cielos, obra de tus dedos,
La luna y las estrellas que tú formaste,
Digo: ¿Qué es el hombre, para que tengas de él memoria,
Y el hijo del hombre, para que lo visites?
Le has hecho poco menor que los ángeles,
Y lo coronaste de gloria y de honra.

 4. La Mayordomía: Mateo 25.


14 Porque el reino de los cielos es como un hombre que yéndose lejos, llamó a sus siervos y les entregó sus bienes.
15 A uno dio cinco talentos, y a otro dos, y a otro uno, a cada uno conforme a su capacidad; y luego se fue lejos....
19 Después de mucho tiempo vino el señor de aquellos siervos, y arregló cuentas con ellos.


 5. La importancia de tener buen ánimo: Proverbios 18.14;

El ánimo del hombre soportará su enfermedad;
Mas ¿quién soportará al ánimo angustiado?

Proverbios 17.22

El corazón alegre constituye buen remedio;
Mas el espíritu triste seca los huesos.


 6. El sacrificio: Hebreos 9.14

¿cuánto más la sangre de Cristo, el cual mediante el Espíritu eterno se ofreció a sí mismo sin mancha a Dios, limpiará vuestras conciencias de obras muertas para que sirváis al Dios vivo?

 Juan 10.18

Nadie me la quita (la vida), sino que yo de mí mismo la pongo. Tengo poder para ponerla, y tengo poder para volverla a tomar. Este mandamiento recibí de mi Padre.